Por 4to año consecutivo se celebra la trilla a yegua suelta en nuestra comuna, una tradición que se estaba olvidando en nuestros campos a causa de la tecnología, pero que hoy vuelve con más fuerza que nunca para quedarse en Colina.
IMG_0958

El huaso chileno acostumbrado a vivir de la tierra nos trae nuevamente a la luz esta maravillosa tradición que viene a mostrar las raíces de nuestro pueblo. Una tradición que comienza a fines de agosto con la siembra del trigo que promete ser trabajado cuatro meses después. En Colina se a comenzado a realizar esta fiesta tradicional ya hace unos años, en el Fundo de Santa Filomena, con el fin de dar a conocer nuestras raíces a los mas jóvenes, quienes son los que mas desconocen nuestras costumbres.

Una vez realizada la siega o cosecha del trigo, este es arrumado en montones que posteriormente formaran las sacas, el cual es un morro de trigo que posteriormente será el principal actor de esta bella tradición.

La “era”, es el terreno especifico preparado para la ocasión, el cual es previamente humedecido para que las yeguas los pisen hasta darle tal firmeza que durante la trilla y la pisada de las yeguas para separar el trigo de la paja, éste quede completamente limpio, libre de tierra y barro.IMG_0963

El capataz, los corraleros y horqueteros son los encargados de darle camino a esta tradición en donde más de 50 yeguas y durante 3 días tienen la misión de pisotear el trigo, el cual posteriormente será llevado a la molienda. Cabe destacar que la paja sobrante será enfardada y guardada para alimento de los animales durante el invierno.

En Colina, nuestro alcalde Mario Olavarría Rodríguez, en conjunto con la Municipalidad y nuestra Corporación de Artes Y Cultura decidieron sostener y mantener esta tradición de antaño, convirtiéndola en una verdadera fiesta, que coincide en periodo de vacaciones de nuestros vecinos. Para ello organizaron esta jornada que comenzó el pasado Viernes 27 de Enero y culmino el domingo 29 pasada las 22 horas.

Nuestro alcalde Mario Olavarría nos señalo estar muy contento, por traer la trilla de vuelta a Colina, aprovechando la instancia de reconocer la gran labor que tuvo Raúl Ortiz en vida, quien fue uno de los precursores de volver a revivir esta actividad. Familias nacidas y cridas en nuestra comuna, huasos que viven la cultura chilena y que comparten sus costumbres con las nuevas generaciones.IMG_0511

Por su parte, Matías Correa Ortiz, nieto de Raúl Ortiz fue quien recibió el galvano en honor a su abuelo y su familia, el joven descendiente señalo estar muy emocionado por el reconocimiento y se le hizo imposible no recordar la partida de tamaña imagen en su vida.IMG_0501

Don segundo Ortiz, hermano de Raúl Ortiz y reconocido huaso de la zona, fue homenajeado por seguir participando de la tradición y se aprovecho la instancia para saludarlo por su cumpleaños numero 94.

Vecinos de nuestra comuna, familias completas, niños y jóvenes fueron quienes disfrutaron de la música de la gran Carmencita y posteriores coreografías de la Escuela municipal de danzas de Colina, quienes con gran entusiasmo estuvieron presente durante toda la jornada.

La sagrada, Evolución Musical, pasión ranchera, Los charros de Lumaco, Los halcones negros, Grupo Esmeralda, fueron solo algunos de los grandes artistas que animaron la jornada durante los 3 días que duro la Trilla.

Juegos típicos, domadura, bailables, comidas, danzas tradicionales, cuecas y reinas, fueron parte del menú de esta trilla a yegua suelta año 2017, que promete continuar año tras año para mantener viva nuestra raíces.